Remedio para dolores después del ejercicio

Cuando ponemos al cuerpo en un estado de resistencia mayor al que puede tolerar, se produce el acido láctico por falta de oxigeno en el musculo, esto llega a sentirse como un dolor muscular y agotamiento, para remediar esta molestia pasajera puedes utilizar algunas alternativas caseras.

Frotar los músculos con alcohol de 90 grados.

Frotar la zona con medio limón.

Veras que esto te hará sentir mejor.